La UEFA otra vez en el ojo del huracán: graves acusaciones a Aleksander Čeferin

UEFA President Aleksander Ceferin arrives to attend the draw for the UEFA Champions League football tournament in Istanbul on August 26, 2021. (Photo by OZAN KOSE / AFP) (Photo by OZAN KOSE/AFP via Getty Images)

Nuevos rumores invaden a la UEFA. Esta vez por graves acusaciones de régimen autocrático y nepotismo que apuntan especialmente a Aleksander Čeferin. Antiguos funcionarios de la entidad se vieron forzados a abandonar sus cargos ante las presiones y falta de rigor en las designaciones.

En Europa estalló la bomba contra Aleksander Čeferin. Es que uno de los medios más prestigiosos del Viejo Continente como lo es The Guardian, realizó una investigación en torno al accionar del presidente de la UEFA y publicó que, internamente, no solo que recibe una catarata de críticas, sino que, además, muchos funcionarios se ven en la obligación de dejar sus cargos.

”The Guardian ha hablado con muchas personas involucradas actualmente y anteriormente en el fútbol europeo que también han planteado serias preocupaciones sobre el gobierno de la UEFA. Han descrito el régimen de Ceferin como autocrático, una cultura en la que las alianzas personales del presidente son cada vez más importantes, lo que corre el riesgo de socavar la profesionalidad en una institución europea de prestigio único”, señala el periódico británico.

Asimismo, el medio citado añadió un dato realmente alarmante de Čeferín: ”Muchos apuntan a la llegada poco después de la elección de Čeferin de otro esloveno, Luka Zajc, para dirigir la oficina del presidente en la sede de la UEFA a orillas del lago de Ginebra. A algunas personas de alto nivel les pareció un feroz aliado de Ceferin, en lugar de una elección obvia para un administrador de alto nivel”.

Alex Phillip, exempleado de UEFA a The Guardian: ”Se estaba volviendo más amiguista, y esa fue una de las razones por las que me fui”.

“Para mí, es cierto, como dice constantemente la UEFA, que el fútbol es para los aficionados y los jugadores. Eso significa que es crucial proteger ese espíritu con una gobernanza sólida. Pero la política personal se volvió más importante con el tiempo y había nerviosismo entre el personal para defender las políticas correctas”, le dijo el exempleado de la UEFA Alex Phillip a The Guardian.

Además, remarcó que las maneras con las que se manejan desde hace meses en la entidad lo hicieron tomar la decisión de alejarse: “Se estaba volviendo más amiguista, y esa fue una de las razones por las que me fui; iba en la dirección equivocada”.